sano_podrido

Síntoma 1º:
Organización Sana. Me gusta escuchar la verdad, toda la verdad y nada más que la verdad. Si cuando un compañero (Superior, colega o colaborador) te presenta un proyecto, te pide ayuda o consejo, quiere y espera escuchar la verdad, incluso si esta contradice su idea original. Esto indica que estamos trabajando en un ambiente de confianza, donde las críticas son tomadas como oportunidades, como puntos de vista para construir una meta mejor.
Organización Podrida. No me digas la verdad, dame la razón. Rodearse de gente para que ratifique siempre lo que decimos de forma incondicional. Este tipo de dirección provoca que la gente no pueda y finalmente no quiera aportar nada, el rumbo del departamento u organización dependerá de la capacidad de una persona. Estas personas se creen en posesión de la verdad, ya que están acostumbradas a que les den la razón.

Síntoma 2º:
Organización Sana. A cargo más alto, mayor implicación con la empresa. En este punto cabe distinguir si se ha promocionado dentro de la empresa, o se ocupa un cargo entrando de fuera. Lógicamente la implicación de una persona que ha crecido con la empresa es mayor en un primer momento, pero pasado un tiempo, “ese nuevo” tiene que tener un compromiso igual con la empresa, buscar lo mejor para ella, y con buen hacer, guiar y ser líder de su equipo. Un responsable es observado por sus colaboradores, y su comportamiento y trabajo tiene que ser ejemplar, servir de referencia a todo su equipo.
Organización Podrida. Más alto en la jerarquía mayor ambición –mala- de poder. Si en nuestra organización tenemos gente que simplemente quiere su puesto por el estatus que representa, y por poder llegar lo más alto posible, pero como único objetivo, sin importar ni cómo ni donde (me da igual trabajar en la empresa de color Rojo que en la de Azul)… lo que proyecta esta persona es que realmente la empresa es un fin para conseguir sus objetivos personales, con lo que no buscará lo mejor para la compañía, sino para él. Y este comportamiento es el que trasladara a sus equipos.

Síntoma 3º:
Organización Sana. Trabajar bien es suficiente para estar bien considerado. Laboralmente eres valorado por tu desempeño, por la consecución de tus objetivos, que a su vez son realistas, medibles, claros, alcanzables…  eres valorado por tu entusiasmo, tu trabajo en equipo, tu implicación.
Organización Podrida. Los cafés, cañitas y partiditas de pádel  impulsan más tu carrera que tu trabajo. El amiguismo y relaciones sociales marcan la diferencia, incluso promocionan y bonifican a trabajadores menos cualificados que otros no tan “extrovertidos”. Está claro que hay que vender lo que se hace, promocionar un buen trabajo y un buen equipo de colaboradores, pero otra cosa es convertir en trabajo el echarte flores y hermanarte con tus responsables.

Síntoma 4º:
Organización Sana. Responsables apoyan, respaldan y promocionan el trabajo de sus equipos. No hay nada mejor que rodearse de excelentes profesionales, que complementan tus carencias, y juntos obtener unos resultados espectaculares. Y una vez conseguido pregonarlo a los cuatro vientos, indicar que ese trabajo es fruto del esfuerzo de X profesionales, y que gracias al trabajo en equipo se ha conseguido lo que se ha conseguido. Cada profesional asume sus responsabilidades y errores de forma natural.
Organización Podrida. Profesionales que se “apropian” de los méritos de sus equipos o colegas en vez de alabarlos y darles las gracias en público. Esta conducta suele estar motivada por el ánimo de medrar a toda costa, hacer notar que ellos son los “indispensables”. Otro motivo suele ser para intentar “tapar” a los que vienen empujando fuerte, pensar que tener gente talentosa en el equipo es un riesgo para su puesto. No se estila el pedir perdón ni asumir responsabilidades.

Síntoma 5º:
Organización Sana. Compañerismo/ayuda sin pedir nada a cambio. Cuando alguien te pide algo, lo primero que piensas es en cómo ayudar, en que beneficio obtendrá la persona que busca ayuda, y haces lo que este en tu mano para hacerlo (ej. un cambio de turno a un compañero, alguna hora fuera de tu hornada para cerrar un proyecto…)
Organización Podrida. Nos movemos por intereses. Lo primero en que pensamos cuando alguien nos pide ayuda es en el beneficio que podemos obtener, en apuntarnos una medalla, en que nos deberán un favor, en que somos imprescindibles…

Síntoma 6º:
Organización Sana. Optimismo, comunicación directa. En tu empresa cuando hablas con la gente, escuchas mensajes optimistas sobre cualquier cosa (los proyectos, el clima laboral, los compañeros, incluso lo bueno que está el café de las maquinitas…) existe una comunicación clara y transparente a todos los niveles, y un ambiente de confianza que propicia esta comunicación sincera.
Organización podrida. Rumorología, pesimismo. Todo lo que escuchas a tu alrededor es lo mal que van las cosas y lo peor que irán en un futuro, da igual del tema que se hable. Las rumorologías están a la orden del día, incluso se alimentan por distintas capas de la organización. Desconfianza entre compañeros e inseguridad es lo que se palpa en el ambiente.

Decir que una organización, área o departamento no está 100% sano o 100% podrido, lo normal es tener gente de todos los niveles jerárquicos en cada sitio, y si tomamos como referencia la curva de Gauss, podemos pensar que lo normal es tener sobre un 5% de gente “podrida” y otro 5% de gente integra, y después una gran mayoría se posicione desde la normalidad hacia la integridad. Con lo que podemos decir que nuestra empresa está sana cuando tenemos más de un 5% de íntegros y menos de un 5% de podridos… suele ocurrir cuando los máximos responsables son íntegros, y se rodean de gente similar, terminan contagiando al resto de sus equipos, y la gente podrida termina por marcharse o por ser desvinculada.

Si estás en una empresa sana, enhorabuena, disfruta y trabaja para conservarla, si estás en una podrida, no es excusa para convertirte en uno de ellos, aporta tu grano de arena, trabajando desde la “buena fe” y transparencia, puede que no sea fácil ni rápido, pero los beneficios que te aportara a medio y largo plazo serán mayores.

¿Algún otro síntoma que queráis compartir con nosotros, que se me haya escapado? ¿Te consideras sano, alguna vez te has comportado de forma podrida?

 

Tags: , , , , , , ,